Idõ  6 óra 42 perc

Koordináták 3505

Uploaded 2020. szeptember 2.

Recorded augusztus 2020

-
-
1 253 m
453 m
0
11
22
43,73 km

Megtekintve 296 alkalommal, letöltve 16 alkalommal

közel Pinofranqueado, Extremadura (España)

Esta ruta es muy frecuentada por los ciclistas de la zona. La “tronchamozos” la denominan. En ella se conjugan los aspectos deportivo y cultural. Discurre por gran parte de la comarca de las Hurdes, y sin duda da una visión geográfica, de lo que ha sido la dramática historia de esta región hasta fechas muy recientes. Cuando la finalicemos, habremos llegado a comprender la razón por la que durante muchos siglos fue tristemente famosa.
Las Hurdes es una de esas regiones en las que resulta inexplicable la obstinación del hombre por vivir. Situada en unas laderas imposibles, entre barrancos y con muy poca tierra, y no especialmente fértil. Fuera de los nudos de comunicación, ha vivido en un aislamiento absoluto. Hasta mediados del siglo pasado eran habituales la malnutrición y las enfermedades crónicas, físicas y mentales. “Las Hurdes tierra sin pan”, fue una película que reflejaba una amarga realidad. Un viaje de Alfonso XIII y Gregorio Marañón, escandalizó a la sociedad de entonces, y fue el principio de actuaciones para mejorar su situación. Inexplicablemente, los hurdanos no sólo se quedaban en su tierra, sino que en muchos casos volvían después de años de emigración.
Las Hurdes de hoy nada tienen que ver con esta situación. Ciertamente la despoblación acosa la mayoría de sus pueblos. Sin embargo, es uno de esos lugares que hay que conocer, con su pasado y sus tradiciones y su naturaleza.
Y vamos a la ruta. Durante los primeros 10 kilómetros nos vamos a dedicar a ascender continuamente, estamos en la parte más esforzada. Pistas con pinos de repoblación, y un entorno solitario. Cundo giramos hacia el oeste, la travesía se vuelve más amable. A nuestra izquierda los valles dejan ver pequeños pueblos al fondo. Todo son barrancos, con muy poco espacio cultivable. Y aquí vemos la primera realidad hurdana: apenas hay tierra cultivable en las cercanías de los pueblos; ni siquiera el pastoreo es tarea fácil. Solo hay huertos de subsistencia, y paratas de cultivo arrancadas al monte. Vamos contemplando este entorno en los siguientes 10 kilómetros, hasta enlazar con la carretera.
Aquí empieza otra, estamos en la bajada del Puerto de Esperaban, el que unía Castilla con las Hurdes, y en el trayecto paralelo al rio del mismo nombre. Nos desviamos para entrar en antiguos caminos, apenas sendas en algunos casos, que conectaban las alquerías. Cabe la posibilidad de seguir por la carretera, pero perderíamos la esencia de Las Hurdes. En algunos lugares deberemos descender de la bici, e incluso vadeamos un rio andando. La Aldehuela y sus caminos flanqueados por paredes de piedra. Las calles desiertas y muchas casas en ruina. A pesar de ello aún hay tierras cultivadas, y sus escasos habitantes se aferran a la tierra.
En unos kilómetros nos hemos reintegrado a la Carretera, que sigue el cauce del Rio Esperaban. El paisaje es más fértil, y la llegada a Pinofranqueado, meta de nuestra etapa, es la llegada al mundo actual. En estos días del Covid, también las calles están desiertas, pero ya se trata de otras Hurdes. El diseño de esta etapa nos deja plenamente satisfechos, y de volver para ver como el tiempo trata a esta comarca única.

Resumen de la ruta: La ruta se inicia con una ascensión constante, que apenas concede tregua, con un desnivel de 750 metros. En el segundo tramo, tras un breve descenso, emprendemos el segundo ascenso del día. Todo ello por pista ciclable. Desde ahí, será un continuo descenso hasta la llegada. Antes habremos pasado por unas sendas trialeras, enlazando un último tramo de carretera.

IBP: 104.
Tiempo total: 6:42:58 h
Tiempo en movimiento: 3:45:50 h
Tiempo parado: 2:57:08 h
Velocidad media total: 6.46 Km/h
Velocidad media en movimiento: 11.52 Km/h
Intersection

Fin primera subida.

La fuerte subida que traemos desde el inicio, finaliza aquí. Después unas imágenes del siguiente tramo.
Kút

Alberca

Encontramos agua aquí.
Panoráma

Mirador

Frente a nosotros se extienden los valles hurdanos.
Intersection

Carretera

Entramos en carretera
Waypoint

Aldehuela

Es el típico pueblo hurdano ,de calles estrechas, encajadas en un valle, y una arquitectura, donde destacan los corrales o majadas. Cuenta con 39 habitantes y está habitada desde la época prerromana. En sus inmediaciones nace el río Esperabán. Aquí reside un magnífico artesano de la piedra y la madera de brezo.
Waypoint

Erías

Probable asentamiento prerromano, la localidad de las Erías cuenta en la actualidad con una población de 105 habitantes. En esta localidad podemos admirar los trabajo de bálago y cestería tradicional de varias artesanas. Puede visitarse su arco de origen árabe, la almazara de aceite construida con típicas pizarras hurdanas, los petroglífos de Las Erías y el Tesito de los Cuchillos, además de sus huertas y sus cerezos.

Hozzászólások

    You can or this trail