Idõ  5 óra 23 perc

Koordináták 1159

Uploaded 2019. szeptember 3.

Recorded augusztus 2019

  • Rating

     
  • Information

     
  • Easy to follow

     
  • Scenery

     
-
-
1 590 m
1 212 m
0
3,5
7,0
13,95 km

Megtekintve 124 alkalommal, letöltve 7 alkalommal

közel Musa, Catalunya (España)

15/08/2019

Nos situamos ante una ruta cargada de historia y leyendas, al mismo tiempo que un bonito recorrido por espesos bosques de roble, algo que en Cerdanya sólo es posible en la confluencia con L' Alt Urgell.

Hemos quedado con Joma, conocido guía de Prullans, a las 9 en Martinet, desde donde nos traladamos a la pequeña localidad de Músser. Ante la escasez de aparcamientos estacionamos a las afueras, para acceder a la Plaza principal donde se sitúa la Fonda Campi, que desde 1947 ofrece un magnífico servicio de hotel/restaurante. Justo enfrente tenemos la histórica Can Tor, que aunque la construcción está fechada en el siglo XIX, sus orígenes datan de mucho antes, pues tuvo una significa participación en la lucha contra la peste que invadió la población de Aránser en 1651. Fue la Casa Tor la encargada de llevar alimentos hasta las proximidades de Aránser, en un punto donde luego erán recogidos sin llegar a establecer contacto. Es por ello, que el camino entre Músser y Aránser (el Nº 8) se llama Camino del Tor.

Todos los caminos de La Cerdanya están numerados y en nuestro caso, vamos a recorrer los numerados 8 (Camí del Tor, de Músser a El Fornell/Est. Esquí de Aránser), 9 (Camí dels Cortalets a Aránser), 10 (Camí de les Mates i del Tor a Aránser, por Camí de les Feixes), 13 (Carretera de Aránser), 15 (Desvío a Lles por el Cementerio de Aránser), 42 (Camí de Lles a Músser).

El recorrido por el sendero 8 es espectacular, estrecho con calzada de piedras y cierta pendiente, rodeado de antiguos abancalamientos y terrazas para explotación de vides y cereales ahora abandonadas. Los actuales bosques son recientes y sólo pudieron desarrollarse tras el abandono de los bancales (feixes). Predomina el roble, pero también abundan avellanos, nogales, fresnos, tilos y algún cerezo. Por supuesto pino rojo y en las partes altas pino negro.

Tras tomar el desvío del camino 8 al número 9 y 10, llegamos al bonito espacio de Font Caterí. Vamos acercándonos a Aránser y cruzamos el puente sobre el Torrente del ríu de la Verneda. Bonita vista de Aránser donde descubrimos su lado de acantilado que desconocíamos. En la Plaza del pueblo encontramos un cartel que recuerda que entre 1939 y 1944, según datos del estudio "Perseguidos y Salvados", entre 15 y 20.000 judios pasaron por España huyendo del Holocausto nazi. De esa cantidad unos 4.000 lo hicieron por el Pirineo y aunque la mayoría lo hizo por Montgarri y el Valle de Arán, otra parte lo hizo por Andorra atravesando las cimas de Perafita y Vallcivera a la busca del puerto de Barcelona.

Posteriormente la ruta fue también un importante paso de contrabandistas hacia Andorra. Aunque el Cuartel de la GC de Aránser conocía todos los movimientos que se producían, aplicaba el viejo lema de "vive y deja vivir", actuando sólo en casos de verdadera gravedad.

Salimos de Aránser por la carretera en dirección Travesseres, pronto nos desviamos hacia el Cementerio (camino 15), bonito recinto carente de cipreses, que son sustituidos por fresnos y algún tilo. Vamos ascendiendo y encontramos la Font de la Bassosa, con un surtidor de agua potable acondicionado en 1994, luego pasamos ante los restos de la Iglesia de Sant Cosme y a continuación el Helipuerto de Lles, con magníficas vistas sobre la Sierra del Cadí, en el entorno conocido como Prats de la Casa del Ribot. Entramos a Lles por el bucólico paraje de Els Colls. Pasamos junto al Hotel Mirador y llegamos a la vermutería El Bufarot/Cal Barber, buen sitio para hacer un alto en el camino.

Retrocedemos unos metros, pasamos junto a la Fuente de Lles, donde resalta un letrero con la fecha 1703. A continuación llegamos a Fonda Domingo, donde nos desviamos por el sendero nº 42, debiendo retirar un cable que sirve de límite para los animales. Estamos sin duda en lo más interesante de la ruta, donde el roble vuelve a ser el protagonista en espesos bosques con arbolado de gran porte, que recuerda las etapas mas bonitas del Camino de Santiago en Galicia.

Cruzamos un torrente sin nombre y pronto llegamos al Puente del Diablo que nos permite cruzar el río Aránser (o del Molí), que recoge las aguas del Torrent de Coloma, rió del Molí y río Setut. Es aquí donde tenemos una curiosa leyenda derivada de la figura del Moro Mussa, tradición cultural valenciana (mas en concreto de Algemesí), que en origen se asocia con la frase "que viene el coco" o la figura del "sacamantecas". Cuenta la leyenda que viajaba acompañado de su gato negro y una serpiente enroscada en el cuerpo. Se afirma que podría tratarse del monarca de Balansiyá (Valencia) que perdió sus tierras tras la conquista cristiana de Jaime I. Esta leyenda se extendió a otros territorios según las particularidades del lugar. En Músser y La Cerdanya ya existía una larga tradición de brujas, entendiendo esta figura como la de una mujer conocedora de las propiedades de las plantas y por tanto, con capacidad de aplicarlas para sanar enfermedades.

Pues bien, el Moro Mussa se presenta aquí como alguien de gran belleza del que se enamora la bruja de Músser y de ese amor nace una hija. El resto de brujas de la Comarca que no veían la relación con buenos ojos, deciden cercarla y atraparla en su huida. Desesperada pidió ayuda al Diablo, el cual construyó un puente de piedra para que pudiera escapar rumbo a Meranges, pero a costa de entregar su alma al Diablo para siempre.

Tras disfrutar de este fantástico paraje, toca una subida por zona habitualmente encharcada, por lo que resulta obligado llevar zapatos adecuados. Pasamos el Mirador del Hotel Cal Campi, un huerto ecológico familiar y entradamos de nuevo en Músser donde entramos en la Iglesia de San Fructuoso, que ya aparece documentada a finales del siglo X en el Acta de Consagración de la Catedral de Santa María d´Urgell. La puerta de entrada consta de 3 arquivoltas de piedra granítica de sección rectángular. Conserva una gran pila bautismal de inmersión. El campanario es de construcción posterior.

Gracias a Joma y a nuestros compañeros de ruta Juana y Alfonso, por disfrutar de un gran día de montaña perdidos del mundanal ruido y del ring-ring de los móviles.
Waypoint

Camino del Tor

Aunque son bosques con claro predominio del roble, el WP marca un punto donde empezamos a encontrar ejemplares de pino negro
Waypoint

Desvío del camino 8 al 9 y 10

El camino 8 sigue a El Fornell (Est. Esquí Aránser). El 9 va a Aránser por el Camí dels Cortalets y el 10 lo hace por el Camí de les Feixes. Antes del desvío abunda el pino negro
Waypoint

Font Caterí

Area de descanso próxima a Aránser
Waypoint

Puente sobre Ríu de la Verneda

Waypoint

Plaza de Aránser

Waypoint

Cementerio de Aránser

Salimos de Aránser por la carretera a Travesseres (nº13) para desviarnos hacia el Cementerio por el camino nº 13/15
Waypoint

Font de la Bassosa

Acondicionado en 1994
Waypoint

Restos Iglesia San Cosme

Waypoint

Helipuerto de Lles

Zona conocida como Prats de la Casa del Ribot
Waypoint

Entrada a Lles por Els Colls

Waypoint

Cruce Torrente sin nombre

Waypoint

Pont del Diable

Waypoint

Mirador Hotel Can Campi

Waypoint

Musser Plaza principal

Can Campi, Cal Tor e Iglesia de Sant Fructuós

2 hozzászólás

  • Fénykép Carmen Abellán

    Carmen Abellán 2019.09.03.

    I have followed this trail  View more

    Ruta muy interesante, con alto contenido cultural. que repetimos unos días mas tarde con amigos poco dados al senderismo y les encantó

  • rafaelba 2019.11.06.

    I have followed this trail  ellenőrzött  View more

    Precioso día de monte y muy buenas indicaciones para no perderse.
    Para repetir.

You can or this trail